Editorial

Algunos se desempeñan como operarios, otros ingenieros, choferes y también ligados a la salud, pueden ser sus vecinos y la gente de su alrededor no lo sabe, unidos por una causa en común acudir a la extinción de incendios y auxiliar en las emergencias, cada vez que escuchan el sonar de los tonos; este agudo sonido que retumba en el Cuartel da la orden para salir veloces y llegar pronto y dispuestos en su carro bomba al lugar del llamado, incitados por la profunda pasión de ser voluntarios.

El Cuerpo de Bomberos de Quilicura se funda el día 29 de enero de 1954, fecha que hoy, los voluntarios de esta organización la mantienen vigente y activa, resguardando y asistiendo a toda la comuna y zonas cercanas.

Esta organización junto con el paso de los años se ha desarrollado ampliamente, cuenta con cuatro compañías alertas ante cualquier suceso de emergencia que se les presente:

La Primera Compañía ubicada en Calle Lo Campino N°484, se especializa en el área de rescate, en donde sus carros están implementados con todo lo necesario para atender los constantes llamados producto de colisiones que ocurren a diario en las autopistas y vías de la comuna, para socorrer a las personas atrapadas.

La Segunda Compañía ubicada en Calle Intendente Saavedra N°0222, se especializa en el ataque de amenazas de fuego industrial y manipulación de residuos químicos, que utilizan las fábricas e industrias de la comuna, para ello cuentan con carros especializados de alta tecnología y voluntarios calificados para contener este tipo de situaciones.

La Tercera Compañía ubicada en San Luis Norte N°780, se especializa en el área de incendios en viviendas y/o con estructuras en altura, para ello también disponen de carros equipados, siendo uno en particular, con brazo mecánico que logra alcanzar varios metros de alto para llegar a zonas complejas.

La Cuarta Compañía está situada en Lo Bascuñán N°664, siendo su característica principal, asistir a emergencias forestales y control de incendios de pastizales, cuentan con carro aljibe de gran capacidad de almacenamiento de agua.

La alerta de cada una de las emergencias son atendidas por radio operadores-telefónicos en la Central de Alarmas y Comunicaciones, al número genérico 132, en donde según la urgencia el operador debidamente entrenado, deriva a las compañías correspondientes para que se hagan cargo de la contingencia, organizados y jerarquizados realizan la labor sin descanso, hasta tener la seguridad que ya está todo controlado.

Compromiso, dedicación y voluntad son las principales características de cada miembro de la institución, conformando un gran número de personas dispuestas a dar lo mejor de sí de forma voluntaria sin olvidar que deben capacitarse frecuentemente en cada especialidad, con el fin de poder ejecutar un trabajo profesional.

Sin duda, una labor admirable que invita a los habitantes de la comuna a ser parte de este valioso equipo humano.